El SAS condenado por privar del derecho a abortar ante un síndrome de Down

El SAS tuvo que indemnizar con 60.000 euros a una familia a la que no dieron la opción de interrumpir el embarazo de manera voluntaria ya que su hijo padecía Síndrome de Down.