Negligencias médicas en partos en Sevilla

Tras más de 20 años de experiencia dedicados al campo de las negligencias médicas, especialmente a casos de mala praxis en partos, D. Rafael Martín Bueno dispone de amplios conocimientos para hacer frente a este tipo de situaciones.

En este post encontrará una breve selección de casos que tuvieron lugar en la zona de Sevilla y que se caracterizan por un aspecto común: todos los bebéis terminaron presentando discapacidad por una mala atención durante el parto.

Negligencias médicas en Sevilla

➡️ Discapacidad al 80%

Esta negligencia médica, producida durante el parto, se debió a una concatenación de errores: el parto no estuvo bien controlado, las indicaciones de cesárea se demoraron en exceso, lo que ocasionó que la pequeña naciera con falta de oxígeno (hipoxia). En definitiva, se desarrollaron toda una serie de actuaciones negligentes que terminaron afectando a la bebé, causándole graves secuelas. En la actualidad, la afectada sufre un 80% de discapacidad, con parálisis cerebral, tetraparesia grave, retraso psicomotor y ceguera. Los hechos tuvieron lugar en un hospital público de Sevilla; un juzgado ha condenado al Servicio Andaluz de Salud (SAS) a indemnizar con 4,2 millones de euros.

negligencias

➡️ Parálisis cerebral

En este caso de negligencia médica, tanto madre como bebé sufrieron durante varias horas hasta que se practicó una cesárea urgente. Una acción que fue realizada demasiado tarde, por lo que trajo consigo graves consecuencias para la familia. Para ella, una traumática experiencia durante el parto. Para su pequeño, un problema irreparable: parálisis cerebral. Los hechos tuvieron lugar en el Hospital Maternal Virgen del Rocío, lugar en el que el pequeño sufrió bradicardias y prolapso del cordón umbilical. Antes de practicar la cesárea, que se demoró durante horas, la mujer estuvo en constante estado de taquicardia y fiebre durante horas. ¿El resultado? El bebé nació en asfixia, sin latidos y con más del 90% de su cerebro muerto.

➡️ Discapacidad del 65%

Este caso de negligencia médica se produjo en el mismo lugar que el caso anterior: el Hospital Virgen del Rocío. Una deficiente asistencia durante el parto provocó en el menor una discapacidad del 65 por ciento. A ello hay que sumarle el daño moral de los progenitores. En esta ocasión, el TSJA confirmó una sentencia del Juzgado de lo contencioso-administrativo 9 de Sevilla que condenaba al SAS a indemnizar con 600.000 al menor.

negligencias

¿Se ha visto reflejada en alguna situación? ¿Usted también ha vivido una experiencia similar, en la que su bebé ha sufrido secuelas? Si considera que ha sido víctima de mala praxis por parte de un profesional de la medicina, póngase en contacto con el despacho de Rafael Martín.

Ir arriba